FOMENTO:MAGDALENA ÁLVAREZ: AP-7: NEGLIGENCIA RUINOSA: RESPONSABILIDAD PATRIMONIAL: MAGDALENA LA RESPONSABLE DE LA RUINA

La negligencia de Magdalena Álvarez le costará al Estado 1.500 millones ... a los contribuyentes
He aquí a dos gestores públicos, probablemente, los más nefastos y ruinosos, en términos económicos,  para el Reino de España, y, además, el más nefasto en términos de convivencia (Ley Memoria Histórica) para con los españoles y entre los españoles.  
Magdalena Álvarez, inspectora fiscal, pero soberbia ignorante en materia contractual, trasladó, ILEGALMENTE,  el riesgo de la concesionaria Abertis al Estado, riesgo que ahora, una vez más, ha de soportar el ya expoliado contribuyente.
¡Magdalena, tú tienes que indemnizar a los contribuyentes españoles!¡Ahora, no te lleves las manos a la cabeza!¡Ésto no puede quedar impune!
Abertis gana su primera batalla legal a Fomento por la AP-7 y lidera el lbexEl TSJ le permite reconocer el derecho a una indemnización de 1.500 millones




Negligencia ruinosa. Un convenio perjudicial para el Estado firmado personalmente en 2006 por la entonces ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, va a terminar costando al menos 1.494 millones de euros al erario ... ( al CONTRIBUYENTE). Ésta es la cifra que espera Abertis, el grupo líder de concesiones de autopistas, tras lograr una sentencia favorable del Tribunal Superior de Justicia de Madrid. 

En esta sentencia, a la que ha tenido acceso EL MUNDO, aflora que el Consejo deEstado advirtió el 30 de marzo de 2006 al Ministerio de que el convenio que iba a firmar con Acesa, filial de Abertis, incluía una peligrosa cláusula de compensación, que implicaba «la desaparición del riesgo» para la empresa concesionaria. Si caía el tráfico en el tramo concedido en la autopista de peaje AP-7, sería el Estado el que asumiría la pérdida de ingresos. El Consejo de Estado no llegó a considerar ilegal tal cláusula, pero sí alertó a Álvarez de que se apartaba del «principio rector» que regulaba las concesiones de autopistas desde 1972. La ministra desoyó estas advertencias.


Pese a la señal de alarma del Consejo de Estado, Álvarez firmó el convenio con la filial de Abertis y lo formalizó elevando una propuesta de Real Decreto al Consejo de Ministros. El Gobierno de Zapatero lo aprobó el 7 de abril de ese año. 


La socialista andaluza apostó que el tráfico en el tramo entre Tarragona y La Junquera aumentaría todos los años ininterrumpidamente cerca del 2% hasta el fin de la concesión en 2021 y se comprometió a compensar a Abertis si esto no sucedía. Estalló la crisis año y medio después y la caída del tráfico ha provocado que la cuenta a compensar haya ido creciendo hasta los, al menos, 1.494 millones citados, según recoge Abertis en su último informe contable…


Dictámen del Consejo de Estado
El Consejo de Estado, con su condescendiente dictámen, no defendió lo suficiente los "intereses generales" de los contribuyentes españoles. Se le deben exigir las correspondientes responsabilidades. ¿Cómo puede ser que no sancione, de forma categórica, el que el Estado/Mº de Fomento asuma, ILEGALMENTE, el "riesgo " que le correspondía a la concesionaria de la AP-7 Abertis?

Real Decreto de Magdalena Álvarez y Zapatero
Magdalena Álvarez, de tener que ser indemnizada Abertis por el Estado, debe indemnizar, en vía de regreso, a los contribuyentes españoles por y en la misma cuantía.































Sentencia del TSJM dando la razón a Abertis por haber asumido el Ministerio de Fomento el "riesgo", no la ventura, de la concesionaria en la explotación de la AP-7

El dictamen que leyó Magdalena Álvarez y la ruina que firmó

¿Qué fue de Magdalena Álvarez ahora que se cumplen 11 años del ruinoso convenio que firmó con la concesionaria líder de autopistas en España? Magdalena Álvarez, un auténtico pufo ruinoso para los españoles, debe indemnizar a los contribuyentes en la misma cuantía que se indemnice a Abertis.¡Es la CULPABLE!

Como inspectora de Hacienda en excedencia ejecutó su derecho a reincorporarse tras su destitución en el Banco Europeo de Inversiones (BEI) en 2014 y fue destinada a la Delegación Especial de la Agencia Tributaria de Madrid. No le dieron acceso a expedientes de contribuyentes, sino que le confiaron un papel asesor encargándole informes comparativos con administraciones tributarias de otros países. De analista internacional trabaja hasta ahora Maleni a sus 65 años recién cumplidos. Queda atrás la poderosa consejera de Hacienda de la Junta de Andalucía que Zapatero nombró ministra de Fomento en 2004 y aupó a la Vicepresidencia del Banco Europeo de Inversiones en 2010. Ascenso tras ascenso hasta que fue forzada a dimitir por su situación judicial.
El Supremo la imputa que, cuando estaba en la Junta andaluza, dictó la norma que permitió posteriormente el saqueo de los ERE cuantificado en hasta 855 millones de euros. Una enormidad, pero apenas la mitad del escándalo que ha puesto de relieve esta semana la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Madrid al dar la razón a Abertis. 

Ha quedado claro que el convenio que firmó la ministra Álvarez en persona con el presidente de Abertis, Salvador Alemany, en el alegre 2006 ha sido una ruina que obliga a pagar a la empresa al menos 1.494 millones como indemnización cuando acabe la concesión en 2021. Álvarez firmó que el tráfico en el tramo de la autopista de peaje AP-7 entre Tarragona y la frontera francesa subiría más de un 2% a partir de 2008 porque nunca habría crisis en España y que, en caso contrario, el Estado compensaría a la empresa si no había tantos vehículos. Negocio seguro para Abertis y alto riesgo para el Estado como puso de manifiesto la página 10 del dictamen del Consejo de Estado que le envió su entonces presidente, Francisco Rubio Llorente, el 30 de marzo de 2006. 

Es verdad que ni el respetado funcionario, ya fallecido, ni otros miembros del organismo consultivo del Estado como Landelino Lavilla objetaron la legalidad del convenio suponiendo que Álvarez tendría garantías técnicas, pero cualquier alto cargo público se habría frenado tras leer su dictamen: «Asegura al concesionario en todo caso un saldo positivo en el período concesional (...) Las razones no están ni debidamente acreditadas ni justificadas». Maleni no. El 7 de abril firmó y logró que se formalizara como Real Decreto. 

Ex altos cargos socialistas de la época resaltan la capacidad de influencia de Abertis, participada por la Caixa, tanto ante la Generalitat, que, con Pasqual Maragall al frente, apoyaba el convenio, como ante el Estado. Abertis contaba en la época como jefe jurídico con Miquel Roca y ha contratado después como asesores en este asunto al hijo del propio Lavilla o al bufete del actual miembro del Consejo de Estado a propuesta de Rajoy, José María Michavila. En Abertis aseguran que se limitan a defender los intereses de sus accionistas y lo cierto es que los jueces les han dado hasta ahora la razón, aunque el actual ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, anuncia batalla en el Supremo para no pagar.


Mientras tanto, impresiona que una negligencia tan enorme de Álvarez se despache sin más, sin comparecer ante el Parlamento ni ante ninguna instancia a dar una mínima explicación sobre su actuación. 


Ella puede alegar, con fundamento, que se mire también lo que hizo ‘Paco’ Cascos con las radiales o el Gobierno de Zapatero con el almacén Castor, que se hizo sin estudio previo de riesgo sísmico, pero, en proporción, nada supera en ruina a su convenio en ese tramo catalán de la AP-7. ..