ACUAMED: LA GRAN TRAMA DEL AGUA: NO READMITE A UNA DENUNCIANTE: PERO ADMITIÓ A UNA ENCARCELADA: VÁZQUEZ-FIGUEROA (XIII)

Acuamed no readmite a una denunciante ... mas corrupción?
Trato discriminatorio e inaceptable en unos gestores públicos: se sanciona a los denunciantes de la corrupción y se premia a los denunciados como corruptos y encarcelados. El gestor público administra lo que no es suyo, lo que es de los contribuyentes, por tanto, no puede hacer de su capa un sayo.
Denunciar la presunta corrupción, y no plegarse a los manejos de los supuestos corruptos, no sale barato en el caso Acuamed. 
Pese a que la Justicia ha dictaminado que debía ser readmitida, la empresa pública Aguas de las Cuencas del Mediterráneo se niega a reincorporar a la técnico que denunció los manejos de la trama que ahora investiga el juez Eloy Velasco, y que ha mantenido en la cárcel al ex director general Arcadio Mateo desde enero.
Gracia Ballesteros, la técnico que denunció que Mateo y su lugarteniente, Gabriela Mañueco, le habían pedido que inflara liquidaciones para favorecer a empresas, y que perdió por ello su puesto de trabajo, ganó el pasado 3 de mayo la denuncia que había interpuesto por despido nulo contra Acuamed, Mateo y Mañueco. Sin embargo, la empresa pública, que ya ha anunciado su intención de recurrir la sentencia, se ha negado a reincorporar a la técnico, que comenzó a trabajar en Acuamed en 2003. Según ha podido contrastar este diario con fuentes de la empresa, ésta le abonará su sueldo pero no le dará cometido alguno y la dejará en su casa.


La situación contrasta con la vivida por Mañueco a su salida de la cárcel. Precisamente, dos días después de la sentencia favorable a Ballesteros, Mañueco abonaba una fianza de 300.000 euros para poder salir de prisión y era inmediatamente readmitida en Acuamed, aun estando imputada.
Es más, dos semanas después, el propio juez Velasco enviaba una misiva a Acuamed para que se enviara «a sus casas» a Mañueco y a otros dos imputados también readmitidos, por el peligro de que contribuyeran a una hipotética «destrucción de documentos» vinculados con el millonario fraude, según publicó el diario Voz Populi.
Resultado de imagen de tejerina y acuamed
El magistrado de la Audiencia Nacional llegaba incluso a citar la sentencia del Juzgado de lo Social número 19 de Madrid que declara nulo el despido de Ballesteros y que considera probado que fue sometida a acoso laboral por parte de Mañueco y Mateo, y que incluso sufrió problemas de salud derivados de la tensión generada por las presiones de sus jefes.
La técnico alertó en varias ocasiones de los manejos que luego han provocado la operación Frontino, llevada a cabo por la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil. Así, el 6 de junio de 2015, hace ahora un año, escribió al secretario de Estado de Medio Ambiente, Pablo Saavedra, para reiterar sus quejas. Ahí hablaba de «situaciones irregulares que se vienen sucediendo desde hace tiempo en Acuamed» y que, aparte de otras consideraciones, estaban suponiendo «una situación de acoso laboral» contra su persona.
Continuaba: «Se ha finalizado una auditoría que me hace pensar que desde su inicio [el acoso] tenía un objetivo muy concreto». Y terminaba pidiendo «que se impidan y erradiquen ciertas actuaciones» a su entender irregulares que se estaban produciendo «en el seno de la empresa» y que iban «en contra de los intereses de la misma».
El secretario de Estado de Medio Ambiente era en ese momento, como lo es también ahora, Pablo Saavedra, y a él se dirige la misiva. «Cabe apreciar la existencia de sólidos indicios favorables a pensar que la demandante ha sido despedida a consecuencia de su negativa a la realización de actuaciones irregulares de la empresa, su denuncia ante el Ministerio Fiscal en relación a un acoso y su demanda ante el Juzgado de lo Social número 24 de Madrid», sentencia el juez de Social 19 –Ballesteros había denunciado anteriormente que Acuamed la había perjudicado cuando solicitó una reducción de jornada por su maternidad–.
Precisamente, a Saavedra solicitaba el juez Velasco explicaciones «a la mayor brevedadposible» de por qué Acuamed había readmitido a los tres imputados antesmencionados.


El fallo de un Juzgado de lo Social condenó al Ministerio a recolocar en su puesto e indemnizar con 90.000 euros a Garcia Ballesteros, quien destapó la trama.
En la sentencia se estima también lo declarado por Francisco Valiente, el ingeniero que denunció a la trama en la Fiscalía Anticorrupción y que provocó la operación Frontino. Valiente declaró que, ante la negativa tanto de él como de Ballesteros a plegarse a los presiones de Mateo, desde Acuamed se les informó de que iban «a caer dos pájaros por uno», en referencia al despido de ambos.
Se declaraba así la nulidad del despido y se condenaba a Acuamed a la readmisión y a indemnizar a Ballesteros con 90.000 euros.
La empresa pública anunció recientemente que recurrirá la sentencia y el juez debe ahora darle plazo para efectuar dicho recurso.
Valiente y Ballesteros no fueron las únicas víctimas de despidos en Acuamed por negarse a aceptar la corrupción. Azahara Peralta, entrevistada por EL MUNDO el 25 de mayo, también fue despedida por no consentir pagos irregulares a una empresa contratista, en este caso en la obra del embalse de Flix. Ella también ha denunciado a Acuamed por despido improcedente, pero su juicio no se celebrará hasta 2017.

La Justicia obliga a Tejerina a readmitir a la ingeniera represaliada por denunciar el 'caso Acuamed'

¿Qué ha pasado en Acuamed? Descontrol TOTAL. La Comisión de Auditoria y Control ... un fiasco.

Nuevo varapalo al Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente a cuenta del 'caso Acuamed'. En este caso, en el ámbito laboral.

El titular del Juzgado de lo Social número 19 de Madrid ha dictado este viernes una sentencia por la que declara nulo el despido de Gracia Ballesteros, una de las dos ingenieras de la empresa pública Aguas de la Cuena Mediterránea SA que fue represaliada cuando se negó a respaldar las irregularidades de los contratos que ahora investiga la Audiencia Nacional dentro de la'Operación Frontino'.

La decisión del magistrado se produce sólo unos días después de conocerse que la sociedad estatal había readmitido a tres de los presuntos cabecillas de la trama tras salir de prisión.

Aún está pendiente de celebrarse el juicio por un segundo despido disciplinario, el de Azahara Peralta, fijado para enero de 2017. Esta trabajadora, que también rechazó avalar los presuntos amaños que ahora ha detectado el juez Eloy Velasco, envió recientemente una carta a la ministra Isabel García Tejerina para pedir su readmisión y la de su compañera como muestra de "su repulsa a la corrupción"….

Agricultura recurre la sentencia que le obliga a readmitir a la ingeniera que denunció el 'caso Acuamed'

Señor presidente de Acuamed ... quién va a indemnizar al Estado de tantos millones corruptos invertidos en las obras que gestiona Acuamed?
El peregrinar judicial de las dos ingenieras despedidas por el Ministerio de Agricultura tras denunciar los 'pufos' en la empresa pública Aguas de las Cuencas Mediterráneas SA (Acuamed) aún no ha terminado. El departamento que dirige en funciones Isabel García Tejerina va a recurrir ante la Audiencia Provincial de Madrid la sentencia que le condena a readmitir e indemnizar con 90.000 euros a una de ellas, Gracia Ballesteros, después de que la Justicia estimase nulo su despido y considerase que se le causó un "daño moral de especial gravedad". La decisión de Agricultura se produce el mismo día que ha trascendido que el anterior titular de la cartera, Miguel Arias Cañete, respaldó supuestamente al principal implicado en la trama, el director general Arcadio Mateo, en una de las operaciones investigadas por el magistrado de la Audiencia Nacional Eloy Velasco. Todo ello, además, en plena polémica por la vuelta a trabajo en la sociedad estatal de tres de los presuntos cabecillas de la trama que fueron enviados a prisión y que abandonaron recientemente ésta tras depositar elevadas fianzas, lo que ha llevado al juez Velasco a pedir explicaciones al Ministerio por temor a que se puedan destruir pruebasFuentes oficiales del Ministerio declinaron explicar los motivos de dicha decisión pese a los reiterados requerimientos realizados por Vozpópuli durante todo el día a través de llamadas de teléfono y correo electrónico.



Final del formulario